Biografía

Jose Serralvo (Jerez de la Frontera, 1984) es escritor y jurista especializado en derecho internacional.

Tras licenciarse en Derecho y Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Pontificia de Comillas (ICADE), cursó un máster en Relaciones Internacionales en 
el Instituto de Estudios Políticos de París (Sciences Po) y un máster en Derecho Internacional en la Universidad de Georgetown. Desde 2008 es miembro del Colegio de Abogados de Madrid.

Serralvo ha trabajado en el bufete Garrigues, en Naciones Unidas y en la ONG de derechos humanos Human Rights Watch. Actualmente es consejero jurídico en el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR), organización para la que ha realizado misiones en África y América Latina.

Publicó su primera novela, Los elegidos, en 2013. En mayo de 2015 vio la luz su segunda novela, El niño que se desnudó delante de una webcam. Esta última obra nace no sólo de las investigaciones del autor en torno a temas como el vínculo entre nuevas tecnologías y sexualidad, los riesgos que sufren los menores de edad en la Red o el mundo de la pornografía, sino que es al mismo tiempo el fruto de una personalísima reflexión sobre la responsabilidad penal/moral de la víctima que se torna victimario. El niño que se desnudó delante de una webcam es, además, un guiño a los personajes disfuncionales creados por el norteamericano David Foster Wallace, uno de los autores que más ha influido en Serralvo, junto al portugués José Saramago.

Serralvo es también colaborador habitual de varios medios, entre ellos el blog Un libro al día, la revista cultural Jot Down y la revista Vísperas.

En al ámbito académico, Serralvo ha publicado artículos sobre derecho internacional en diversas revistas especializadas. Es autor de un estudio sobre el marco legislativo aplicable a las víctimas del conflicto colombiano, un artículo sobre los mecanismos jurídicos existentes para juzgar a los miembros de compañías privadas de seguridad que cometen crímenes de guerra y, más recientemente, un análisis sobre la obligación de prevenir violaciones al derecho internacional humanitario en conformidad con los Convenios de Ginebra.